Preocupación internacional por racismo en Alemania

Ökumenisches Büro  Pariser Str. 13  81667 München

Estimada Señora canciller federal Angela Merkel
Estimado Señor Ministro del Interior Thomas de Maizière
Estimado Señor Primer Ministro del estado de Sajonia Stanislaw Tillich

Nos dirigimos a ustedes sumamente preocupados por el incremento de la violencia en contra de personas refugiadas y migrantes en Alemania.

La Oficina ecuménica por la paz y la justicia ha tomado conocimiento del aumento de los ataques contra personas refugiadas y migrantes en todo el territorio federal, especialmente en el estado de Sajonia en Dresde y sus alrededores. Donde se vive un empoderamiento de los grups neonazis y ultraconservadores delante de los ojos de las autoridades.

Las condiciones de alojamiento de las personas refugiadas representan una clara violación de sus derechos más elementales, además de violar el principio consagrado en el artículo primero de la constitución alemana de que “La dignidad humana es intangible. Respetarla y protegerla es obligación de todo poder público.”

No por falta de medios, sino de previsión, que cada vez más personas refugiadas son hacinadas en campamentos, sin contar con servicios sanitarios suficientes, artículos de higiene, ni atención médica adecuada.

Según nos han informado personas que hacen trabajo solidario con migrantes y refugiados, ellas han sido testigos repetidas veces de amenazas y provocaciones hacia personas refugiadas y migrantes por parte de grupos neonazis y ultraconservadores. En varios casos estas amenazas y provocaciones se han transformado en ataques contra las personas o sus lugares de alojamiento.

Es sumamente preocupante la pasividad y permisividad con que actuan las instituciones del estado al respecto; especialmente la policía, que presenta una actitud casi complaciente con los agresores.

Señora Merkel, Señor de Maizière, Señor Tillich permítannos recordarles, que los mayores crímenes fascistas ocurridos en Alemania luego de la segunda guerra mundial sucedieron justamente por la permisividad de las autoridades. No en vano los servicios secretos alemanes se han ganado la triste fama de ser “ciegos del ojo derecho” por su impresentable papel en la investigación de los crímenes perpetrados por el grupo terrorista nazi “NSU”

La situación de zozobra que viven las personas migrantes y refugiadas no se da solamente por la agresividad de grupos de derecha. Esto tal vez sea lo más visible, pero la razón más importante de esta problemática está en el manejo basado en calculos electorales con que se define la política de migración y asilo. Mientras siga habiendo políticos que despotriquen contra quienes buscan refugio en Alemania, se estará facilitando que crezcan expresiones fascistoides como “PEGIDA”, que a su vez sirven de paraguas a los grupos neonazis que hacen el trabajo sucio.

No puede ser que en materia de Derechos Humanos de personas refugiadas y migrantes Alemania sea candil en la calle y oscuridad en la casa.

Por lo tanto exigimos:

  • Que se garantice la integridad de todas las personas refugiadas y migrantes.
  • Que se detenga la criminalización de personas refugiadas y migrantes.
  • Que se procese y castigue a los agreores de personas refugiadas y migrantes y no a quienes las apoyan y se solidarizan con ellas.
  • Que se reconozca la migración económica como una causal de asilo.
  • Que se agilicen los procesos de otorgamiento de asilo a personas refugiadas.
  • Que Europa abra sus fronteras para terminar con el genocidio que se está perpetrando contra aquellas personas que buscan entrar, porque sus medios de subsistencia han sido destruidos por la política exterior de la Unión Europea en complicidad con las oligarquías locales